Los gatos más famosos del cine ?

Es innegable que los gatos destilan un descarado encanto cuando aparecen en pantalla, dominando la escena de una película. Ya sea persiguiendo ratones o enroscados en el regazo de un poderoso personaje que les acaricia la cabeza, está claro que los gatos saben cómo llegar ronroneando a nuestros corazones. Sí, a veces pueden ser adorables, pero en ocasiones resultan aterradores; como cuando un gato negro aparece de pronto de no sé sabe dónde, no queremos que nos traiga mala suerte a nuestras partidas de bingo!… Aunque no hay duda de que un elemento felino es capaz de mejorar la escena de una película. Echemos un vistazo a algunos de los más famosos gatos del cine y a unas de las más zarpombrosas actuaciones de todos los tiempos (sin ningún orden concreto).

1. Baldomero – Austin Powers: misterioso agente internacional (1997)

Así es, Baldomero es un «maléfico» y amenazador felino que incluso ha logrado aparecer en incontables memes muchas veces compartidos. La escena de Austin Powers: misterioso agente internacional (1997) que todos recordamos es, por supuesto, esa en la que el Dr. Maligno, interpretado por Mike Myers, está sentado en su silla con Baldomero en los brazos, mientras lo acaricia. Según cuenta la historia, Baldomero era originalmente un gato persa de largo pelo blanco. Sin embargo, se vio obligado a introducirse en una cápsula criogénica junto con el Dr. Maligno. Por desgracia, eso hizo que se le cayera el pelo y se quedara calvo para siempre. Un gato esfinge llamado Ted Nude-Gent tuvo el honor de representar el papel de Baldomero.

2. El gato de Don Corleone – El padrino (1972)



Según cuenta Peter Cowie en su libro El padrino, el director de la película, Francis Ford Coppola, se encontró un gato callejero en los terrenos de la Paramount durante las filmaciones, lo que llevó a este gato atigrado a hacer su gran entrada en Hollywood. Siguiendo su instinto, Coppola recogió al gato y lo puso en las manos de Marlon Brando. El gatito, como es llamado, se convirtió en una pieza fundamental de la escena de esta película de 1972 en la que Vito, el dueño del gato, visita a Don Corleone (Brando) para pedirle que se lo devuelva. La cosa no va muy bien… Y es innegable que el gato refuerza el encanto siniestro del personaje de Brando. Sin duda uno de los gatos del cine más icónicos.

3. Keanu – Keanu (2016)

Prepárate para una auténtica sobredosis de encanto con Keanu. ¡Este gatito es tan poderoso que hasta le pusieron su nombre a la película! Esta comedia llena de acción, protagonizada por Jordan Peele y Keegan-Michael Key, cuenta las peripecias de los dos protagonistas principales, que viven locas aventuras plagadas de asesinatos mientras tratan de recuperar a Keanu. Por lo visto se usaron siete gatos y gatitos distintos para representar el papel de Keanu. ¡Es un hecho que merece un gran aplauso para el equipo de racord!

4.  Gordi Louie – Princesa por sorpresa (2001)

Gordi Louie es uno de los más feroces gatos del cine que han honrado la gran pantalla, y Genovia es el nombre de la ciudad-estado ficticia creada por Meg Cabot. Este adorable gatito blanco y negro cautivaba nuestra mirada mientras se mantenía imperturbable ante todos los reales dilemas de Mia Thermopolis Renaldi. A Gordi Louie lo interpretaron cuatro gatos distintos a lo largo de la serie de Princesa por sorpresa.

5. La Señora Norris – serie de Harry Potter (2001-2011)

Filch bailando con Señora Norris en Harry Potter

Siempre a la búsqueda de estudiantes con malas intenciones, la peluda Señora Norris se convirtió en una robaplanos en las películas de Harry Potter. Era la gata mascota de Argus Filch, el celador del colegio Hogwarts de magia y hechicería. La Señora Norris avisaba diligentemente a su dueño cada vez que un estudiante de Hogwarts se portaba mal. Se la conoce por sus ojos como dos lámparas, su esquelético cuerpo y su pelo cubierto de polvo (¡no es el más aterciopelado de los felinos, eso está claro!).

6. El gato de Holly Golightly – Desayuno con diamantes (1961)

Escena del gato en Desayuno con Diamantes

Quizá uno de los gatos del cine por excelencia en muchos sentidos, este felinosin nombre —en toda su mullida y ambarina gloria— consigue arrancarle un «ooohhh» a cualquiera que pose sus ojos en él. Podría decirse que fuera más apreciado que el hombre que le interesaba a Holly Golightly: Paul Varjak (George Peppard, que actuaba junto a la icónica Audrey Hepburn). Se considera a «Gato» una extensión externa de la desarraigada personalidad de Holly. A pesar de no tener nombre, este precioso amigo peludo juega un papel clave en el simbolismo de la relación entre Holly y Paul.

7. Cleo – La momia (1999)

A esta belleza de ojos azules y pelo blanco la trajeron de El Cairo. Cleo era un gato doméstico que solía vagar por la casa de Evelyn Carnahan. Cleo desempeña un papel importante a la hora de salvar a los O’Connell de la momia, llamada Imhotep. Cuando Imhotep se aproxima hacia Evelyn, interpretada por Rachel Weisz, el gato atraviesa andando las teclas de un piano. Las notas discordantes asustan a Imhotep y lo hacen desaparecer. Resulta que los gatos son guardianes del inframundo e Imhotep no dejará de tenerles miedo hasta que se regenere por completo. (Siempre hemos sabido que tenían poderes, ¡pero esto se lleva la palma [para acariciar al gato]!).

8. Thackery Binx – El retorno de las brujas (1993)

Gato negro el Retorno de las brujas

Thackery Binx es un adolescente del siglo XVII al que el trío de brujas de la película transforma en un gato negro inmortal. Jason Marsden es quien pone la voz del gato, porque los directores andaban buscando a alguien cuyo acento sonara de verdad como el de aquella época. Este poderoso gato negro realiza heroicas hazañas conforme lo resuelve todo, en última instancia, en el impás que retrata esta película de culto protagonizada por Bette Midler y Sarah Jessica Parker.

9. Gafe – Los padres de ella (2000)

Interpretado por dos preciosos gatos himalayos, Gafe es todo un personaje. A Robert de Niro lo dejaron tan perplejo que pidió que los incluyeran en más escenas. Gafe es el orgullo y la satisfacción del personaje de De Niro, Jack Byrnes, que le enseña a saludar cuando dicen su nombre y a usar el baño (y no nos referimos aquí a esos areneros higiénicos). No hay duda de que los atributos casi humanos de Gafe se suman al encanto de esta divertida y algo descarada película.

10. Jonesy – Alien (1979)

El anaranjado gato Jonesy estaba a bordo de la USCSS Nostromo como mascota de Ellen Ripley. Se suponía que Jonesy debía ocuparse de controlar los roedores de la nave, pero también servía de compañía y entretenimiento a la tripulación. Una escena memorable es sin duda aquella en la que conduce a Harry Dean Stanton a su horrible muerte y contempla en silencio cómo el Xenomorfo lo devora. ¡Debe ser una de las mejores interpretaciones felinas de todos los tiempos!

Gatitos en los casinos online

¡Los felinos no son famosos sólo por sus dotes como actores o su encanto robaplanos! Los aficionados a las tragaperras online sabrán lo populares que son también en los casinos de Internet. Las tragaperras online con temas de gatos son el último grito. Así que, si andas buscando acción elegantemente felina, sin duda la encontrarás aquí.

Juega a los mejores juegos de bingo online en YoBingo

¡Venga, gatitos! Afilad vuestras uñas y echadle la zarpa a algunos de los mejores bingos online y tragaperras online de YoBingo. ¡Regístrate para lanzarte a toda la variada acción de un casino online!

JUGAR

Share this Story
Leer más Artículos Relacionados
Leer más en Novedades

Mira también

¿Qué tipos de tragaperras hay?

Al pensar en un casino, lo primero que ...

Buscar

Archivos